Exigen la anulación de unas jornadas de divulgación de la custodia compartida impuesta y el falso SAP

13 de diciembre de 2011.

Madrid | Estado Español | Comunicación | Violencia de género | Feminismo | Movimiento feminista | Legislación y género | Infancia



El Movimiento Grito en Silencio denuncia que una institución pública apoye estas nuevas formas de maltrato a mujeres y menores


Madrid, 13 dic (11). AmecoPress. El Ayuntamiento de Villanueva de la Serena (Badajoz) tiene previsto realizar una jornada llamada "Padres se-pa-ra-dos, un aprendizaje posible y necesario para la protección de nuestros menores" el próximo 15 de diciembre. Entre sus contenidos principales se encuentra la divulgación de la imposición de la custodia compartida sin acuerdo de los progenitores y del llamado Síndrome de Alienación Parental. El Movimiento Grito en Silencio, formado por diversas asociaciones, está realizando una campaña de denuncia para exigir la anulación del evento.

“La imposición de la custodia compartida impuesta por vía judicial, sin acuerdo de los progenitores, perjudica claramente el desarrollo emocional de los menores, tanto por la alternancia de residencia como por la exposición al conflicto”, asegura el movimiento, haciendo referencia a diversos estudios clínicos especializados del ámbito psicológico que así lo demuestran y que, en su opinión, “han sido manipulados hasta la saciedad por las asociaciones de padres”.

Daños a la infancia

Las asociaciones integrantes del Movimiento Grito en Silencio - Custodia en Positivo, Ve la Luz, Mujeres Progresistas de Málaga y Plataforma Luna contra el SAP- explican que en los pocos países europeos en los que la custodia compartida impuesta ha llegado a implantarse como medida preferente han sido desastrosos, y han tenido que volver a modificar la ley. Se refieren por ejemplo a países como Francia e Italia.

Existe una auténtica patología psíquica provocada por la imposición de la custodia compartida, con síntomas tales como sensación de inseguridad, ansiedad, provocada por una sensación de abandono por carencia de presencia de la madre, un sentimiento depresivo, trastornos del sueño, eccemas, falta de apetito, agresividad o pérdida de confianza en los adultos, que pueden prolongarse hasta la adolescencia y la edad adulta. “Como era de esperar, los niños y niñas españolas sometidas a esta medida están sufriendo exactamente estos mismos síntomas”, aseguran desde la plataforma denunciante.

Además, según estas personas expertas, “existe una alta correlación” entre los casos de violencia machista, bien física o psicológica, y las peticiones de custodia compartida en el juzgado. La custodia compartida, en muchos casos, “se está utilizando como una amenaza y como una herramienta más de maltrato”. Muchos padres la están solicitando con la única finalidad de seguir castigando a la madre utilizando lo que más le duele, que son sus hijos; o con el fin de ahorrarse la pensión de alimentos o presionar a la madre para que acepte una cantidad menor, afirman.

En su denuncia, el Movimiento Grito en Silencio, afirma que “hay asociaciones de padres que hacen auténtica apología del maltrato a la mujer, que cuentan con maltratadores con sentencia firme entre sus filas y que son apoyadas con frecuencia por algunos de los ponentes que participarán en esta jornada”. También resalta la “coacción” que muchas madres están sufriendo en los juzgados.

El curso que está previsto celebrarse el próximo jueves, pretende divulgar el falso Síndrome de Alienación Parental. Este inexistente síndrome fue propuesto por un médico estadounidense, Richard Gadner, en 1985 –famoso también por publicar frases a favor de la pederastia. Dicho síndrome consistía, según Gadner, en un desorden según el cual un niño o niña, de forma permanente, denigra e insulta sin justificación a uno de sus progenitores, supuestamente motivado por el otro.

Después de veintiséis años, ni la Organización Mundial de la Salud ni la Asociación Americana de Psiquiatría, dos instituciones reguladoras de sistemas diagnósticos utilizados en todo el mundo, han reconocido que el SAP exista. Sin embargo, tanto la OMS como la APA han determinado que la alienación parental no existe como entidad clínica objeto de diagnóstico.

Profesionales sin escrúpulos

La denuncia explica que entre los ponentes de las jornadas se encuentran “profesionales sin escrúpulos” que se dedican a hacer negocio cobrando cantidades astronómicas por la elaboración de informes forenses claramente orientados a apartar sistemáticamente a los menores de la figura materna, elaborando sus diagnósticos y afirmaciones sobre la madre sin haber tenido contacto alguno con ella como sujeto de estudio y haciéndose valer del inexistente síndrome de alineación parental. “Subiéndose al carro del falso SAP, deslegitimizan al CGPJ e ignoran todos los escritos de las organizaciones médicas mundiales para así lucrarse con sus libros e informes de claro corte patriarcal”, sentencian las organizaciones.

“Desgraciadamente el falso Síndrome (Sap, Interferencia parental o cualquier otra denominación encubierta) se afianza día a día en el circuito judicial Español, entre otras cosas por el apoyo de jornadas como estas, y es utilizado reiteradamente por maltratadores y abusadores para su defensa”, continúa la argumentación en contra de la celebración de una jornada que consideran “completamente inaceptable y vergonzosa”. Asimismo, el las organizaciones denuncian el hecho de que “desde una institución pública, se estén apoyando y fomentando estas nuevas formas de maltrato, que tanto daño están causando a madres y menores”.

Fotos: archivo AmecoPress

---------------

Estado español – Comunicados – Infancia – Legislación y género – Violencia de género – Feminismo – Movimiento feminista; 13 diciembre (11), AmecoPress