La elaboración del proyecto de ley sobre titularidad compartida necesita perspectiva de género

21 de diciembre de 2010.

Por Gloria López

Economía | Madrid | Mujeres rurales | Movimiento feminista | Legislación y género | Políticas de Igualdad



El GITIC y las organizaciones de mujeres rurales se reunieron ayer


Madrid, 21 dic (10). AmecoPress. El Director General de Desarrollo Sostenible del Medio Rural, Jesús Casas, presidió ayer una reunión entre el Grupo Interministerial de Titularidad Compartida en Explotaciones Agrarias (GITIC) y las organizaciones de mujeres rurales, que han estudiado el futuro proyecto de ley que regulará la figura de la titularidad compartida.

En la reunión han participado representantes de los cinco ministerios que integran el GITIC (Justicia, Economía y Hacienda, Trabajo e Inmigración, y Sanidad, Política Social e Igualdad, además del MARM) y organizaciones de mujeres rurales como la Asociación de Familias y Mujeres del Medio Rural (AFAMMER), la Federación de Mujeres y Familias de Ámbito Rural (AMFAR), la Asociación de Mujeres del Mundo Rural (CERES), la Federación de Asociaciones de Mujeres Rurales (FADEMUR) y la Federación Nacional de la Mujer Rural (FEMUR).

Según el Ministerio, con esta reunión “se ha querido recabar de primera mano las expectativas” que sobre la titularidad compartida tienen las organizaciones de mujeres rurales, quienes han expuesto hoy sus principales demandas que, “en la medida de lo posible, serán tenidas en cuenta a la hora de redactar el proyecto de ley”.

Propuestas y mirada de las mujeres rurales

Las propuestas de las organizaciones de mujeres rurales giran sobre todo en torno a medidas que garanticen el derecho a la seguridad social así como la posible creación de una “sociedad agrícola compartida”, según ha informado Belén Verdugo, presidenta de CERES, en declaraciones para AmecoPress.

Verdugo ha explicado que “no va a ser fácil” incluir las propuesta de las mujeres en la ley porque “no existe perspectiva de género en las personas responsables de los ministerios” y mientras la titularidad compartida se enfoque “simplemente como un asunto legal” y no se tenga en cuenta la “situación social, económica y cultural, que forma parte del patriarcado, etc., no va a resultar del todo bien”.

A pesar de esto Belén Verdugo valora positivamente el hecho de que vaya a ponerse en marcha una ley que responda a las “demandas que venimos haciendo durante años las mujeres rurales” y también que en el grupo que se ha creado para el estudio y la elaboración del proyecto de ley, “participen las organizaciones de mujeres, además de varios ministerios”.

El Gobierno asegura que ha decidido “poner en marcha las medidas necesarias para acometer la regulación completa de la figura de la titularidad compartida, con la intención de alcanzar este objetivo dentro de la presente legislatura”.

El GITIC, creado por Acuerdo del Consejo de Ministros el pasado 15 de octubre, tiene como principal objetivo la elaboración de este proyecto, así como la materialización de aquellas medidas o acciones adicionales que promuevan esta figura, dando así cumplimiento pleno a los mandatos contenidos en la Ley Orgánica para la Igualdad Efectiva de Mujeres y Hombres, y en la Ley para el Desarrollo Sostenible del Medio Rural.

Hasta la fecha ya se han celebrado reuniones bilaterales con todos los ministerios implicados, habiéndose recabado buena parte de la información necesaria para la elaboración de un primer borrador a finales del mes de enero 2011.

El mes de febrero servirá para abrir el debate interno en el GITIC, en base a un primer borrador de ley, para contar con un primer proyecto de ley en el mes de marzo. De esta manera quedarían cumplidos los plazos previstos inicialmente para el GITIC.

Fotos: archivo AmecoPress

---

Economía – Mujeres rurales – Legislación y género – Políticas de igualdad; 21 diciembre (10), AmecoPress