Bajo porcentaje en puestos directivos

En la atención de los Centros de Salud primaria, doctoras

13 de diciembre de 2010.

Por Redacción AmecoPress

Madrid | Estado Español | Empleo y género | Salud | Salud y género



Fuerte concentración de mujeres en las especialidades generalistas y de diagnóstico


Madrid, 13 dic. 10. AmecoPress.- Según estudios del Ministerio, la Universidad de Granada y la Escuela de Salud Pública, la profesión sanitaria está claramente feminizada en la asistencia aunque aún es muy bajo el porcentaje en puestos directivos.

Si hay un sector que tenga una fuerte presencia de la mujer en sus distintas categorías ese es el de la Medicina. Las consultas de los centros de salud cada vez tienen más mujeres médicos y en los hospitales, hay pocas especialidades que todavía sean fundamentalmente masculinas. Y eso sin hablar de la Enfermería, que tradicionalmente ha sido cosa de mujeres y donde la proporción femenina sigue rozando máximos.

Y esta feminización de la Sanidad no va a cambiar. Las previsiones en función de los estudiantes de las Facultades de Medicina es que los futuros médicos sigan siendo doctoras.

Hasta finales del XIX las mujeres eran excluidas de los estudios de medicina

Pero no ha sido siempre así. Según un estudio sobre Género, profesiones sanitarias y salud pública realizado por Teresa Ortiz-Gómez, Johanna Birriel-Salcedo y Rosa Ortega para la Universidad de Granada, "desde la creación de las universidades en el siglo XII hasta finales del siglo XIX, cuando las primeras mujeres empiezan a estudiar y a practicar la Medicina, los miembros de la profesión fueron exclusivamente hombres como consecuencia de la aplicación de políticas activas de exclusión de las mujeres de la práctica médica y de segregación en otros espacios laborales que se configuraron como adecuados para ellas".

Pero el progresivo aumento de las mujeres en la profesión durante el siglo XX se acompañó de procesos de segregación interna y la creación de espacios cargados de valores de género.

El resultado fue la concentración de las mujeres en algunas especialidades (sobre todo generalistas y de diagnóstico) que no facilitaba su acceso a los puestos directivos ni promovía su trabajo como investigadoras.

Pero poco a poco va cambiando el rol de la Medicina y cuando algunas mujeres burguesas comenzaron en la segunda mitad del XIX a estudiar Medicina y a involucrarse en la medicina preventiva, comenzaron a surgir escuelas exclusivas para mujeres, como la London School of Medicine for Women o la Association for Women in Public Health, creada en 1920 en norteamérica.

La Enfermería también un espacio para las mujeres en la primera mitad del siglo XX, sobre todo en la faceta de medicina preventiva materno-infantil.

Esta fuerte incursión de la mujer en la Medicina y sobre todo en el sector de la salud pública pudo ser, según el estudio de la UGR, uno de los elementos que han contribuido a que sea todavía hoy uno de los espacios más feminizados y abiertos a la promoción de las médicas especialistas.

Situación actual

En la actualidad, las administraciones han realizado varios estudios sobre las profesiones sanitarias con sesgos de género que siguen mostrando la feminización del sector. Según información del Ministerio de Sanidad, las carreras universitarias relacionadas con la salud están hoy claramente feminizadas.

Esta feminización no se corresponde, según el Ministerio, con un equitativo acceso al mercado laboral. Mientras que en las carreras de ciencias de la salud la presencia de la mujer alcanza niveles superiores al 74%, los docentes siguen siendo hombres, y la mayor proporción de mujeres en docencia se concentra en los puestos menores reconocidos, como son las profesoras ayudantes o asociadas.

En cuanto al porcentaje de mujeres en gerencias de hospitales públicos en España, ha mejorado del 7% de 2001 al 18% de 2007. En general, la proporción de mujeres que ocupa puestos de dirección y gestión se acerca al 45%, pero otra vez la presencia de mujeres alcanza sus valores más reducidos en los puestos de mayor prestigio: las jefaturas de servicio y las direcciones médicas. Sólo un 10% de todas las jefaturas de servicio en los hospitales españoles están ocupadas por mujeres.

En cuanto al futuro, la Escuela Andaluza de Salud Pública, con sede en Granada, hizo un estudio que presentó en la Comisión de Salud y Consumo del Senado sobre feminización de la profesión médica en Andalucía. Y según estos datos, dentro de diez años el perfil tipo del profesional de la Medicina tendrá nombre de mujer.

Ahora, el 62% de los médicos que ejercen en centros de salud y hospital del Sistema Sanitario Público de Andalucía son hombres (10.635 profesionales) frente al 38% de mujeres (6.420). Pero si se realiza la misma cuenta por sexo entre los especialistas médicos menores de 39 años, el porcentaje de mujeres sube hasta el 56% (2.478 profesionales) frente al 44% de hombres (1.922).

Respecto al ámbito de atención, en atención hospitalaria el 30% de los médicos son mujeres mientras que en Atención Primaria son el 43,2%. En el caso de los pediatras de centro de salud, la cifra asciende hasta el 69,6%.

Por edad, el mayor número de mujeres médicos tiene entre 30 y 39 años (13%) mientras que en el caso de los hombres, el grueso de los especialistas está en el tramo de edad de entre 50 y 59 años (24%).

Foto: Archivo AmecoPress

--------------------------

Estado Español – Salud – Salud y género – Empleo y género. 13 dic. 10. AmecoPress