Ciento cuarenta asociaciones presentan una queja

Inmigración: cuando el estado actúa al margen de la ley

2 de marzo de 2010.

Por Gloria López

Política | Madrid | Estado Español | Mujeres inmigrantes | Derechos humanos



La policía reconoce prácticas ilegales en las denominadas detenciones preventivas


Madrid, 02 mar. 10, AmecoPress. Hoy dos de marzo en la facultad de Derecho de la Universidad Complutense de Madrid, 140 asociaciones han realizado la presentación pública de una queja al Ministerio del Interior y al Defensor del Pueblo contra las prácticas ilegales en los controles de identidad y detenciones de personas inmigrantes. También se ha mostrado el informe jurídico elaborado por Inmigrapenal “Controles de identidad y detención de inmigrantes. Prácticas ilegales”.

 

En la mesa han intervenido Margarita Martínez Escamilla, catedrática de Derecho Penal (UCM), Ignacio Murgui, presidente de la Federación de Asociaciones de Vecinos de Madrid (FRAVM), Daniel Izuzquiza, Coordinador de Pueblos Unidos, Daouda Tima, portavoz de la “Asociación de Sin papeles de Madrid” y el Ferrocarril Clandestino y José Miguel Sánchez Tomás, letrado del Tribunal Constitucional y profesor de Derecho Penal de la Universidad Rey Juan Carlos.

Margarita Martínez, que ha moderado la mesa, aclaró que si bien “las personas que estamos en esta mesa no compartimos la política migratoria europea, que se manifiesta en las expulsiones, las detenciones, los encarcelamientos, hoy estamos aquí para denunciar algo muy concreto: el estado español está actuando al margen de la ley.”

La catedrática ha explicado que “han trascendido directrices escritas para que la policía lleve a cabo prácticas al margen de la ley: las denominadas “detenciones preventivas”. Así lo han reconocido y denunciado sectores de la Policía (en concreto, el Sindicato Unificado de Policía) que llaman a no cumplir con tales indicaciones: ni detenciones preventivas, ni controles selectivos”.

“Ha quedado remarcado que ya no se trata, como nos anunciaron en público y en privado, de malas prácticas puntuales de algunos policías, sino de directrices impulsadas desde la propia dirección de la policía. Esto es muy grave”.

Así, 140 asociaciones que trabajan con la inmigración y los derechos humanos, se han unido y han elaborado una “queja”, que presentarán ante el Ministerio del Interior y el Defensor del Pueblo.

Que paren las detenciones preventivas

En esta carta, las entidades exigen al Ministerio del Interior: una comparecencia para anunciar a la opinión pública la revocación de la circular 1/2010 de la Comisaría General de Extranjería y Fronteras y también instrucciones claras y precisas a la policía para que no se lleven a cabo detenciones preventivas ni controles de identidad masivos y racialmente orientados.

“Y tenemos el compromiso de promover y llevar a cabo las acciones que consideremos para defender los derechos humanos”, ha dicho Ignacio Murgui, “cuando los poderes públicos no cumplen con su función, es deber de la ciudadanía hacer algo”.

El senegalés Daouda Tima, ha testimoniado, con su propia experiencia, acerca de las vejaciones y los atropellos a los que se ven sometidos diariamente los inmigrantes, por parte de la policía y autoridades. “Estamos aquí para levantar el velo de silencio”, ha dicho, “España también es nuestro país”.

No al silencio cómplice

El jesuita Daniel Izuzquiza, apeló a conciencia de la ciudadanía y dijo que si no hacemos nada, si pensamos que “no nos afecta, que algo habrán hecho, que no tiene que ver conmigo…podemos ser cómplices del mal”

Al criminalizar a los inmigrantes y responsabilizarles de todos los males, también nos están colonizando la mente, contaminando nuestra mirada. Está en juego el tipo de convivencia y cohesión social que queremos”

Ignacio Murgui coincidió en el hecho de que este es un problema de “todas y todos” y afirmó que las prácticas que suponen un atropello a los derechos humanos “nos afectan, nos atemorizan y nos avergüenzan”.

Las asociaciones defienden que “las detenciones ilegales y los controles masivos y selectivos de identidad deben parar. El que desde del Ministerio del Interior se promueva la restricción y la privación de libertad a margen de la ley supone una vulneración de los principios más básicos del Estado de Derecho. No se puede consentir semejante atropello de los derechos fundamentales bajo la excusa de luchar contra la inmigración ilegal”

Margarita Martínez declaró que “la lucha contra la inmigración que están llevando a cabo los gobiernos europeos, no es una lucha abstracta, es una guerra contra el inmigrante ilegal que hace lo que probablemente cualquiera de nosotros haría en su situación; es una guerra sin tregua, en la que no se escatiman medios”

Martínez resaltó la importancia de que 140 asociaciones, muy diversas, se hayan unido y hayan emprendido esta acción. “Más allá de las diferencias, nos une una verdad: todas las personas nacemos libres e iguales”

En el documento, firmado por las entidades, se afirma: “Somos muchas personas que nos mantenemos vigilantes y preocupadas por este tipo de prácticas. Está en juego el tipo de sociedad que queremos ser. A golpe de persecución, detención, encierro y deportación no se puede construir una sociedad mejor para todas y todos”.

Fotos AmecoPress.

--------------------

Estado español – Política – Derechos Humanos – Mujeres inmigrantes; 02 marzo (10); AmecoPress