25 de noviembre Día Internacional contra la violencia de género

Todavía vivimos en una sociedad con prejuicios sexistas

26 de noviembre de 2013.

Autonomías | Madrid | Las jóvenes | Violencia de género | Formación en género



El estudio ITESA manifiesta un incremento del llamado “sexismo benevolente” en la adolescencia


Madrid, 26 nov. 13. AmecoPress. Los primeros resultados del estudio ITESA, “Intervención Educativa en Sexismo Ambivalente”, manifiestan una mayor prevalencia del “sexismo benevolente”, que muestra actitudes de naturaleza positiva y atribuye determinadas cualidades al otro sexo, que de sexismo hostil, que muestra actitudes de antipatía hacia el otro sexo.

Los resultados del estudio fueron presentados ayer, Día Internacional contra la violencia de género, por parte de la Fundación para el Desarrollo de la Enfermería, FUDEN, y el sindicato independiente de profesores ANPE-Madrid. El informe está centrado en la disminución de los prejuicios sexistas en adolescentes, financiado por el Fondo de Investigaciones Sanitarias, FIS.

Una vez analizados los datos extraídos del trabajo realizado con los estudiantes de primero de Educación Secundaria Obligatoria, ESO, de varios centros de enseñanza de la Comunidad de Madrid, los resultados manifiestan una mayor prevalencia del sexismo benevolente, que muestra actitudes de naturaleza positiva y atribuye determinadas cualidades al otro sexo, que de sexismo hostil, que muestra actitudes de antipatía hacia el otro sexo. Es decir, “aún vivimos en una sociedad con prejuicios sexistas en la que la educación en igualdad sigue siendo imprescindible” según señala Ana Belén Salamanca, una de las enfermeras investigadoras de este estudio.

Este análisis preliminar de resultados apunta que, en lo que respecta al sexismo hostil, en una escala ISA (InventorySexismAmbivalent) ponderada del 1 a 100, estos estudiantes se encuentran en una puntuación de 43,3. Esto supone un nivel medio alto por lo que “se debe trabajar a través de la educación en igualdad para hacer disminuir este tipo de prejuicios y realizar las intervenciones educativas necesarias para mejorar esta situación”, según señala Amelia Amézcua, directora de la Fundación para el Desarrollo de la Enfermería. Si realizamos un análisis por sexos los chicos presentan una mayor puntuación en sexismo hostil que las chicas.

Si nos centramos en el sexismo benevolente, la media alcanza los 61,7 en la escala ISA ponderada del 1 al 100.Esta puntuación establece que el grupo de estudiantes se sitúa en una zona de riesgo, con un nivel alto de prejuicios, pero no alarmante ya que a través de diferentes intervenciones educativas en igualdad estamos a tiempo de mejorar dicha situación” según señala Ana Belén Salamanca, una de las enfermeras investigadoras de este estudio.

A partir de este punto se continuará trabajando en estos colegios a través de la realización de diferentes intervenciones educativas basadas en la igualdad. El objetivo es conocer cuál es el impacto de dichas intervenciones y poder establecer durante cuánto tiempo permanecen este tipo de conocimientos en este grupo de estudiantes y llegar a proponer diferentes acciones de mejora en este punto.

Proyecto ITESA

Gracias a la alianza creada entre FUDEN y ANPE-Madrid se medirá y evaluará desde el último trimestre de 2013, en varios centros educativos de Madrid, si determinadas sesiones educativas reducen los prejuicios sexistas en adolescentes. La finalidad de este estudio es determinar si es necesario reforzar la formación en igualdad impartida a este alumnado puesto que, según indican diferentes estudios, la prevención de la violencia en las relaciones de pareja (al igual que en otros ámbitos) pasa por enseñar habilidades que permitan la resolución de conflictos de manera no violenta.

Foto: archivo AmecoPress, cedida por el Instituto Canario de la Mujer

------------------------

Autonomías – Violencia de género – Las jóvenes – Formación en género; 26 noviembre. 13. AmecoPress